DICCIONARIO DE ENFERMEDADES:
A  B  C  D  E  F  G  H  I  J  K  L  M  N  O  P  Q  R  S  T  U  V  W  X  Y  Z

pleuresia

La pleuresía es una inflamación de la pleura.

La pleuresía se produce cuando un agente (por lo general un virus o una bacteria) irrita la pleura, causando una inflamación. La pleuresía puede ser seca (pleuritis seca) o acompañada de exudación de líquido dentro de la cavidad pleural (derrame pleural). Una vez que desaparece la inflamación, la pleura puede volver a la normalidad o bien pueden producirse adherencias que hacen que las capas de la pleura se peguen entre sí.

Síntomas y diagnóstico

El síntoma más frecuente de la pleuresía es el dolor torácico, que por lo general comienza de repente. El dolor varía desde un malestar vago a un intenso dolor punzante. La persona puede sentir el dolor sólo cuando respira profundamente o tose, o bien puede tener un dolor persistente que empeora con la respiración profunda y la tos. La inflamación de la membrana pleural externa es la causa del dolor que generalmente se siente en la pared del tórax justo en el sitio de la inflamación. Sin embargo, el dolor se puede sentir también, o solamente, en el abdomen o en el cuello y en los hombros (dolor reflejo).

La respiración puede ser rápida y poco profunda porque respirar profundamente produce dolor; los músculos del lado que duele se mueven menos que los del lado normal. Si se acumula una gran cantidad de líquido, pueden separarse las capas de la pleura y de este modo el dolor torácico desaparece. La gran acumulación de líquido puede causar dificultad en la expansión de uno o de ambos pulmones al respirar, provocando distrés respiratorio.

El diagnóstico de la pleuresía es habitualmente fácil porque el dolor es característico. Al auscultar al paciente, el médico puede escuchar con el fonendoscopio un sonido chirriante, llamado roce pleural. Aun cuando no se ve la pleuresía en la radiografía, puede observarse quizás una fractura de costilla, una evidencia de una enfermedad pulmonar, o una pequeña acumulación de líquido en la cavidad pleural.

      

Teléfonos en la Ciudad de México: (0155) 2235-8300, 6638-6391.