DICCIONARIO DE ENFERMEDADES:
A  B  C  D  E  F  G  H  I  J  K  L  M  N  O  P  Q  R  S  T  U  V  W  X  Y  Z

kala-azar

Nombres alternativos Leishmaniasis
Definición Es una enfermedad parasitaria transmitida por la picadura del flebótomo o mosquito simúlido.
Causas, incidencia y factores de riesgo
Existen diferentes formas de leishmaniasis:
La leishmaniasis cutánea afecta la piel y las membranas mucosas. Las úlceras cutáneas pueden semejarse a úlceras producidas por otras enfermedades, como tuberculosis, sífilis, lepra, cáncer de piel e infecciones micóticas. Dichas úlceras pueden desarrollarse en las membranas mucosas.
La leishmaniasis sistémica o visceral afecta el cuerpo entero y es una forma que puede llevar a complicaciones mortales. Los parásitos dañan al sistema inmunitario disminuyendo el número de células que combaten la enfermedad.
Se ha informado de casos de leishmaniasis en todos los continentes, a excepción de Australia. En los países de América, esta infección puede encontrarse desde México hacia el sur hasta el continente Suramericano. Se han reportado casos de leishmaniasis entre algún personal militar que regresó del Golfo Pérsico.
Síntomas
En los niños, la infección visceral y sistémica empieza generalmente de una manera súbita con vómitos, diarrea, fiebre y tos. En los adultos, se presenta una fiebre que dura de 2 semanas a 2 meses, acompañada de síntomas inespecíficos como fatiga, debilidad y pérdida del apetito. La debilidad aumenta a medida que la enfermedad empeora.
Otros síntomas de la leishmaniasis visceral y sistémica pueden ser:
Tos (en los niños)
Diarrea (en los niños)
Fiebre que persiste por semanas y que puede aparecer y desaparecer en ciclos
Sudores nocturnos
Piel escamosa, grisácea, oscura y pálida
Adelgazamiento del cabello
Malestar abdominal vago
Vómitos (en los niños)
Pérdida de peso
La leishmaniasis cutánea afecta la piel y membranas mucosas. Sus síntomas son, entre otros:
Dificultad para respirar
Llagas en la piel (mácula o pápula)
Úlcera cutánea (se forma en el área de la lesión original); úlcera que sana muy lentamente
Pueden formarse lesiones más pequeñas alrededor de la úlcera (lesiones satélites)
Obstrucción nasal, rinorrea y hemorragia nasal
Dificultad para deglutir
Úlceras y desgaste (erosión) de tejidos en la boca, la lengua, las encías, los labios, la nariz y el tabique nasal)
Signos y exámenes
Un examen físico puede mostrar signos de agrandamiento del bazo, del hígado y de los ganglios linfáticos. Es posible que el paciente tenga antecedentes de haber sido picado por flebótomos o mosquítos simúlidos o de haber estado en un área donde se sabe que se presenta la leishmaniasis.
Los exámenes que se pueden hacer para diagnosticar la afección abarcan:
Biopsia y cultivo del bazo para ver si proliferan microorganismos
Cultivo y biopsia de médula ósea para ver si proliferan microorganismos
Prueba de aglutinación directa
Prueba indirecta de anticuerpos inmunofluorescentes
Cultivo y biopsia de ganglios linfáticos para ver si proliferan microorganismos
Prueba cutánea de Montenegro
Biopsia de piel
Otros exámenes que se pueden realizar son:
Conteo sanguíneo completo
Hemoglobina
Inmunoglobulinas
Proteína en suero
Albúmina en suero

      

Teléfonos en la Ciudad de México: (0155) 2235-8300, 6638-6391.